Páginas vistas en total

martes, 16 de agosto de 2011

Qué mal se vieron los gobiernos de Edomex, DF y Federal



H. E. Cavazos Arózqueta
(@HECavazosA)

Eruviel Ávila ya fue acreditado como gobernador electo. El Consejo General del Instituto Electoral del Estado de México expidió y le otorgó la Constancia de Mayoría. Ni hablar. La hegemonía priista seguirá en el gobierno mexiquense.

Que el PRI se perpetúe en el poder en la entidad federativa en cuestión es buena noticia para Carlos Salinas de Gortari, Enrique Peña Nieto, Humberto Moreira, entre otros personajes tan siniestros de la deleznable clase política mexicana. No obstante, para el pueblo mexiquense, no debería ser, para nada, una buena nueva.

Ayer fuimos todos testigos de una nueva manifestación de la corrupción, la impunidad, la negligencia, la ineptitud, del priismo que gobierna en Edomex. Los vecinos de Huixquilucan se atemorizaron al ver un cadáver decapitado colgado en el distribuidor vial Interlomas-Vialidad. Este municipio es gobernado por el PRI; el alcalde es Alfredo del Mazo Maza, quien instauró un programa muy costoso de videovigilancia urbana en la zona. Sin embargo, dicen que la cámara que debió haber captado el siniestro, ese día no funcionó.

No digo que sólo el PRI sea culpable de que la estúpida ‘Guerra de Calderón’, también conocida como la lucha contra el narcotráfico, esté cada día más cerca del Distrito Federal. No. Todas las autoridades, tanto capitalinas, como mexiquenses y federales, también tienen algo que ver en este asunto atroz; por ser algunos demasiado incompetentes, corruptos, o ambas cosas a la vez.

Me preocupa la inminente amenaza de que la violencia llegue finalmente a azotar al Valle de México. Espero que lo sucedido en Huixquilucan haya sido un hecho aislado. Ya veremos si la nueva captura, la del ‘Compayito’, de la que tanto se ha jactado el procurador del estado de México, Alfredo Castillo, de verdad sea determinante para mantener la poca tranquilidad de la que aún gozamos quienes vivimos en la capital y en sus alrededores. Ojalá y así sea.

En conclusión, qué mal se han visto los gobiernos del estado de México, del DF y el Federal últimamente. Este último, en primer lugar, por desatar una guerra mal planeada y peor ejecutada; el primero por haber incursionado al Distrito Federal para allanar moradas, violar Derechos Humanos de ciudadanos capitalinos, robarse un reloj, esparcir el miedo. Y qué mal que el gobierno de Marcelo Ebrard no haya sido fuerte, enérgico, en la queja que debió hacérsele al de Peña Nieto y a las autoridades mexiquenses por los actos que cometieron.

En fin, estoy preocupado. Por eso lucho por un cambio; por eso no me rindo; por eso voy a hacer todo lo posible porque en 2012 no se instaure un gobierno que de continuidad al actual régimen de saqueo, corrupción, impunidad, autoritarismo, violaciones a los Derechos Humanos, guerra, miedo y muerte. Por eso busco crear conciencia.



2 comentarios:

  1. Muy mala columna. Siempre con fines al 2012. Me imagino q vas a escribir cuando pierda López Obrador vas a seguir chillando?

    ResponderEliminar
  2. Le agradezco que haya leído.

    Saludos y un abrazo.

    ResponderEliminar