Páginas vistas en total

sábado, 1 de octubre de 2011

El América ni nació siendo grande ni es muy grande; Televisa miente


H. E. Cavazos Arózqueta
(@HECavazosA)

Televisa, más que una televisora, es una fábrica de embustes, un aparato de embrutecimiento colectivo y manipulación popular. La oligarquía, fruto del salinismo, controla a las masas y al Estado utilizando el duopolio televisivo, conformado por la empresa en cuestión y TV Azteca. A causa de esto, los mexicanos conscientes no debemos creerle todo a la televisión, casi nada. Por mi parte, sólo me creo –y no totalmente –lo que veo que sucede en el fútbol.

Hoy se enfrentará el campeón, el mejor equipo del planeta tierra, Los Pumas de la UNAM, contra el América, un equipo venido a menos, propiedad de Televisa. Sin duda este último tiene muy pocas posibilidades de salir victorioso de este partido. Lo más probable es que esta tarde en CU, los locales goleen.

De Pumas se dice, simple y sencillamente, que es un equipo comprometido con su afición; que lo integran, en su mayoría, jóvenes canteranos, que luchan, sudan la camiseta y dejan el corazón en la cancha; y, claro, que son los campeones del fútbol mexicano.

Del América se dice que es un equipo que nació siendo grande, que es ¡muy grande! Hay quienes aseguran que es el equipo de mayor popularidad y el más importante de México. Pero la realidad es otra, ya que es el antepenúltimo en la tabla general, no recuerdo cuando fue la última vez que ganó, están jugando pésimo, cambian de director técnico a cada rato y tienen a su afición sumida en el dolor.

Televisa miente. Y cuando se trata de fútbol, sus mentiras decepcionan y rompen corazones. En vísperas de La Copa del Mundo nos hacen creer a todos los mexicanos que ahora sí la selección tiene posibilidades serias de jugar el quinto partido, ¡de ganar el mundial! Y algunos nos la creemos…y acabamos llorando. Los pobres americanistas se creen la patraña de que su equipo es grande, y nada más no gana, no sale del antepenúltimo lugar.

A resultas de todo lo dicho, invito a todos los americanistas a cambiar de equipo –de preferencia al Pumas –, si lo que quieren es olvidar la desdicha celebrando campeonatos, triunfos y goles.

Dejemos de creerle a Televisa. A crear conciencia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario